28 ene. 2008

Morir en la orilla


Cádiz, domingo soleado pero con pelete, la jornada empieza temprano, hoy es día de mudanza. Se remueven altillos, armarios y trasteros, hurgas en la memoria que se escondía tras ellos, recuerdos que mueren en la orilla. Tras el reciente fallecimiento de mi abuela, hoy nos reuníamos todos en Cádiz, hay que instalar a la tata en su nueva casa. Este fin de semana mis riñones comparten actividad con Manu, que también esta de mudanza instalándose en su nueva casa de los Bermejales en Sevilla, que te sea leve compadre.
También leo en el Blog de otro gran amigo, critico taurino de corazón, y estos días cronista chirigotero de profesión, que lo martirizan injustamente en el coso del Falla, escribiendo de una fiesta que ni siente, ni entiende, pero si padece….. Chapu, si lo tuyo son los cuernos, pisha, pídele al Landi que te cambie de sección, que te ahorre tanto sufrimiento, tanto martirio. Un abrazo, y que te sea leve.

1 comentario:

Presupuesto de mudanzas dijo...

Supongo que hará buena temperatura en Cádiz... que lástima de domingo trabajando en una mudanza.